“Marife” Torres a escribir la historia del golf femenino boricua en Tokio 2020

Compartir esta noticia:

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email

(Tokio, Japón) – La gracia que da la participación en unos Juegos Olímpicos es vivida desde diferentes puntos de vista en la Delegación de Puerto Rico. Todos los atletas cuentan de una manera particular cómo están sus emociones en el momento que clasifican a la justa más importante del universo, comparten su cambio de ritmo de vida en la competencia y finalizan con una reflexión de su actuación.

Aunque está a solo horas de comenzar su competencia, la primera mujer en participar por el golf puertorriqueño en Tokio 2020, María Fernanda “Marife” Torres, ya inició a escribir la historia de la “disciplina que amo tanto”.

“Es emocionante tener nuestra disciplina en las Olimpiadas y con todo lo que ha pasado desde el año pasado. Ha sido un sentimiento diferente esta semana. Estas son cosas que te quieres llevar. Es historia. Es un honor representar el deporte que a uno le apasiona. Representar al país donde uno nació y se ha criado”, expresó con una expresión iluminada la golfista.

El compromiso olímpico con el campo del Kasumigaseki Country Club iniciará este miércoles a las 8:52 de la mañana/martes 7:52 de la tarde en Puerto Rico en el hoyo uno junto las competidoras de Sanna Nuutinen de Finlandia y Tiffany Chan de Hong Kong.

“Estoy muy bien. Ha sido bien emocionante todo esto. El proceso es un poco diferente. Sabemos que estamos en un año poco atípico. Me ha gustado la experiencia. Ya quiero competir”, compartió Torres durante su descanso.

“Ya hemos estado tres días practicando, preparándonos. La bola es redonda. Lo que falta es ir a pegarle y ya después, veremos a ver”, dijo sobre su estadía previa a la competencia.

El campo ya fue utilizado por la rama masculina durante cuatro días consecutivos, teniendo las mujeres la oportunidad de entrenar en las tardes en lo que se completaba la competencia olímpica.

“El campo está en perfectas condiciones, con eso y todo lo que los varones jugaron la semana pasada. Lo tienen como si no hubiesen jugado. El campo tiene sus hoyos largos y hoyos cortos. Está bien nivelado en distancia. Hay un poco de humedad, eso todo el mundo lo sabe. Se siente bien. Los primeros dos días no había viento. Pero, hoy, gracias a Dios, sí. Eso coge al calor y no se siente tanto. Ahora hay que salir a jugar golf”, comentó sobre las condiciones en las que siente su escenario competitivo.

La deportista se destaca por estar centrada en su entrenamiento. Tiene una personalidad tímida y a la misma vez dulce. Recibe de las personas invitaciones a intercambiar pines y conocimiento de su disciplina, lo que le ha parecido divertido en un espacio donde el intercambio cultural predomina junto a la competencia.

“Es increíble. Hoy (martes) en la mañana me encontré al coach de Steven (Héctor Vargas de patineta) y estuvimos hablando durante el camino del comedor al edificio de nosotros. Aprendí de su deporte. De cómo se preparan, porque, aunque son de otro deporte, aprendo a coger información y cosas que me pueden ayudar. By the way!, tienen un flow (ritmo) brutal. Yo les dije ‘quiero fluir como ustedes’. Ellos van con su flow y están bien relax”, contó una entusiasmada «Marife».

La puertorriqueña confesó en varias ocasiones que estar en los Juegos Olímpicos le ha cambiado la perspectiva del “año difícil” que ha tenido que superar en la liga profesional. De esa manera, se ha abierto a recibir el apoyo de su familia y de personas desconocidas que le expresan su admiración.

“Yo sabía que las Olimpiadas eran bien importantes, pero no lo notas hasta que empiezan a llegar los mensajes. Uno dice, cómo que…tener una experiencia de un tour PGA es algo grande, pero de momento como que… con las Olimpiadas me aprecian más”, dijo entre risas la golfista puertorriqueña.  “El apoyo ha sido increíble. Uno siempre representa al país cuando uno compite, pero aquí estás con la Delegación. Estás con otra gente que juegan diferente deporte y me motivo”, enfatizó la deportista.

El torneo olímpico será de cuatro rondas de 18 hoyos cada uno. No existe la eliminación. La definición de medallas será el sábado, 7 de agosto.

Un poco de historia

“MariFe”, como cariñosamente la conocen en la familia del golf, se convirtió el 28 de junio de 2021 en la primera mujer en representar a Puerto Rico en los Juegos Olímpicos. Su cita con la historia será en Tokio 2020. La joven golfista es la única en hacer deporte en su familia. Se graduó en la Universidad de Florida en 2017 con un título en Ciencias de la Familia, la Juventud y la Comunidad.

Su clasificación olímpica fue por escalafón mundial, posicionándose 47 de 60 féminas para la competición. Ha competido en los Juegos Centroamericanos y del Caribe Veracruz 2014 y los Juegos Panamericanos de Toronto 2015.

0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes