Comisión senatorial realiza vista pública para atender enmiendas a Ley de Armas de Puerto Rico

Compartir esta noticia:

El Capitolio – El presidente de la Comisión de Seguridad y Asuntos del Veterano, Thomas Rivera Schatz, realizó una vista pública para atender el Sustitutivo de la Cámara al Proyecto de la Cámara 575 y el Proyecto de la Cámara 382, que tiene como propósito enmendar varios artículos de la Ley 168-2019, según enmendada, conocida como Ley de Armas de Puerto Rico.

 

A la vista pública fueron citados a deponer el Departamento de Justicia, Departamento de Seguridad Pública, Departamento de Educación, así como varias organizaciones. Entre las enmiendas que propone el proyecto se destacó la distancia de los polígonos abiertos en zonas cercanas a planteles escolares, pues los cerrados no tienen manera de que un proyectil salga de la facilidad.

“En el caso de los polígonos abiertos, una bala pudiera desplazarse y lastimar a alguien que no tiene que ver con el campo de tiro, y hasta se podría disponer que tengan rigores mayores. La diferencia en estos polígonos hay que mirarla. En cuanto a un polígono cerrado, que es una estructura pequeña en concreto que no hay forma de que un proyectil salga, si cumple con los rigores de concreto, planchas de metal, aisladores de sonido, no habrá problemas mayores, pues los controles para entrar a la armería y luego al polígono son rigurosos. Con este tipo de polígono pudiéramos ser más flexible”, explicó el también portavoz por el Partido Nuevo Progresista.

En el caso de los polígonos abiertos, la sección 10 del proyecto enmienda el Artículo 3.02 y dispone que “no se podrá establecer club de tiro abierto a una distancia de no menos de un radio o de una milla de un plantel escolar con excepción de clubes de tiro preexistentes a la promulgación de esta Ley”.

Asimismo, el secretario del DE, Eliezer Ramos Parés, en su ponencia, expresó su preocupación con los polígonos abiertos dado a una situación que enfrentaron en Ponce. En el 2012, la comunidad de la escuela Lila Mayoral denunció una situación peligrosa ocasionada por balas perdidas que llegaban al plantel desde un club de tiro aledaño.

Ante la situación, el establecimiento modificó las instalaciones para evitar que se encuentren casquillos de balas o plomos en las inmediaciones escolares. Además, el secretario recomendó la incorporación de amortiguadores en estos centros.

“Reconozco que las armerías y polígonos son los espacios con mayor regulación para el uso de armas, pero el entorno escolar no es solo dentro del plantel, también sus alrededores. No buscamos promulgar cosas que no sean educativas para la comunidad. Estamos en un 100×35 y hay un derecho constitucional, y las personas que si creen en el uso de armas necesitan lugares para ejercer, pero debería ser con sus debidas restricciones”, sostuvo el secretario Ramos Parés.

Por otra parte, tanto el secretario del Departamento de Justicia, Domingo Emanuelli Hernández, y el secretario del Departamento de Seguridad Pública, Alexis Torres Ríos, se expresaron a favor de las enmiendas a la medida y brindaron algunas sugerencias en sus respectivas ponencias.

En otro asunto y ante preguntas del senador Rivera Schtaz sobre si el Estado pudiera establecer controles en ciertas actividades multitudinarias, similar a lo ocurrido con el establecimiento de controles para aquellos que utilizaron el sistema de transportación en las guaguas para acudir a las Fiestas de la Calle San Sebastián, tanto el secretario de Justicia como el de Seguridad Pública indicaron que no se puede prohibir la portación de un arma.

Por otro lado, la Corporación para la Defensa del Poseedor de Licencia de Armas de Puerto Rico (CODEPOLA), la Asociación de Armeros, la Federación de Tiro de Armas Cortas y Rifles, y la armería Brother’s Armony expresaron sus posturas a favor de la medida, pero con algunas enmiendas.

Al concluir la vista, Rivera Schatz expresó que “posiblemente tendremos que celebrar una o dos vistas más para escuchar a otros sectores para tratar de que la ley sea lo mejor posible para todo el mundo”.