CBP arresta extranjeros con documentos falsos para evitar detección en AILMM

Compartir esta noticia:

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email
0.00 avg. rating (0% score) - 0 votes

SAN JUAN (CyberNews) – Oficiales de Aduanas y Protección Fronteriza de Estados Unidos (CBP por sus siglas en inglés) arrestaron durante el fin de semana a dos extranjeros que intentaban eludir la detección mediante el uso de documentos fraudulentos, durante incidentes separados en el Aeropuerto Internacional Luis Muñoz Marín (AILMM).

Según informó el personal de la agencia federal en declaraciones escritas, Claudia López Piza, ecuatoriana y Solemar Nunes De Lima, brasileño, comparecieron el lunes ante el magistrado de los Estados Unidos Bruce McGiverin, por distintas violaciones de la ley federal.

López Piza enfrenta cargos de acuerdo con el 18 USC 911, por hacerse pasar falsamente por un ciudadano de los Estados Unidos y bajo el 18 USC 1542,, por hacer una declaración falsa en el uso de un pasaporte. Mientras, Nunes De Lima enfrenta cargos bajo el 8 USC 1326, por reingresar ilegalmente a los Estados Unidos después de una deportación previa.

Las autoridades federales detallaron que López Piza les proporcionó a los oficiales de CBP un ​​pasaporte estadounidense con el nombre de “Elizabeth Robles Agron”, afirmando ser una ciudadana estadounidense nacida en Puerto Rico, tras arribar a bordo de un vuelo desde Panamá. Referida a una inspección secundaria, su información biométrica reveló un encuentro previo de inmigración en 1996. Se consultó el nombre de “Elizabeth Robles Agron” y se comparó con los antecedentes penales en Puerto Rico.

De otra parte, según la CBP, el 23 de marzo, Nunes-De Lima proporcionó a sus oficiales una licencia de conducir de Puerto Rico con el nombre de “Víctor Ortiz Claudio”, antes de abordar un vuelo a Nueva York. Durante la inspección secundaria, su información biométrica reveló que en marzo de 2006 fue removido luego de que se le negara la admisión a los Estados Unidos en el Aeropuerto Internacional de Miami. En mayo de 2017 fue encontrado en North Charleston, Carolina del Sur, y detenido nuevamente en agosto de 2018 en Río Grande, Texas.

La fiscal federal, Ginette Milanes, a cargo del caso de la Oficina de la Fiscalía de los Estados Unidos en el Distrito de Puerto Rico. Todos los acusados ​​son inocentes hasta que un tribunal demuestre su culpabilidad.